No a la violencia machista. Ayer, hoy.


Objeto de tutela
del padre o del hermano o del marido,
refugio y garantía,
descanso del guerrero y el castillo,
custodia de rosarios y mandiles
carente de argumento sin permiso
en toda esta mentira
que hoy tiene otro reverso y es continuo.
Vedado al elemento en la materia
que paga libertad con el martirio;
y así nuestro fracaso
culpable de ceguera y egoísmo
en esta sociedad
anclada en las prebendas del patricio.
ESR2014.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Reflejo en mi mismo

Por la memoria.

Selección