A Raquel

En esta mañana fría y soleada
te saluda el rostro del presente otoño
y estrena maduro el rojo madroño
sus frutos de dulce bajo la rosada.
Sueña tulipanes, los de tu almohada,
donde se imagina versos de papel,
siempre tiene el árbol tatuada su piel
y sus hojas danzan también como tú
cuando con el viento les silba el bambú
canciones de mayo con el mirabel.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Selección

Reflejo en mi mismo

Por la memoria.