De mí no te fíes.

De mí no te fíes.

Esconde más que enseña la serpiente
su lustre en la pintura es engañoso
igual que los amores de un celoso
amable pero falso y exigente.

Tampoco has de fiar del orgulloso
que quiera hacer valer su billetera
y tenga vista puesta en la carrera
vistiendo un camuflaje mentiroso.

Escapa del patriota de chistera
y todo aquel que agoste tu valía
o impida tu labor de cada día
y ate libertades con pulsera.

No escuches mi razón es solo mía
y viene entelerida como arpía.


Enrique Sabaté. 7 de marzo de 2015.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Selección

Reflejo en mi mismo

Por la memoria.