La blanca pulcritud de los paisajes

La blanca pulcritud de los paisajes
envuelve en un sudario la creencia
feroz que traicionando tu conciencia
te viene a derribar con sus mensajes.
La estúpida obsesión de tus salvajes
recuerdos en la mente sin clemencia
se rompe entre cristales de demencia
y viste tus otoños de estiajes.
No sabes que en la búsqueda has pagado
un precio que se escapa a tu estatura
y deja traslucirte enajenado.
No tienes ni remiendos ni costura
ni un trozo que de ti no hayas dejado
en prenda ni señal por la factura.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Reflejo en mi mismo

Por la memoria.

Selección