décimas

Yo fui la media mitad 
del medio partido, un lado
de la media, demediado
punto del cuarto en la edad.
Quienes gustan del tomad
no me saben comprender.
Todo lo quieren tener
y muy poco compartir,
esos me hacen reír
que nunca supieron ser.


Yo quiero seguir cantando
con ronca voz de tormenta
echarme encima a la cuenta
las coplas del como y cuando.
Versos que voy desgranando
bajo la esfera lluviosa
que de la espiga y la rosa
yo soy el guadamecil
un río que al mes de abril
por los arroyos se esposa.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Selección

Por la memoria.

Camión Barreiros. A mi amigo Sito Rampin. Sé que es aficionado a estas cosas del motor.